Fundación Sonrisa de Ángel realizó con éxito el simposio virtual Bebés Prematuros: el reto de nacer antes de tiempo

Fundación Sonrisa de Ángel realizó con éxito el simposio virtual Bebés Prematuros: el reto de nacer antes de tiempo

En ocasión de conmemorarse el Día Mundial del Bebé Prematuro, 4 especialistas del Hospital Materno Infantil San Lorenzo de Los Mina abordaron el tema desde diversos ámbitos, con énfasis en la realidad dominicana, bajo la coordinación de la Fundación Sonrisa de Ángel.-

 

Santo Domingo.- La Fundación Sonrisa de Ángel, junto al Hospital Materno Infantil San Lorenzo de Los Mina y el Programa Mamá Canguro República Dominicana, celebró el día 13 de este mes el simposio virtual «Bebés prematuros: el reto de nacer antes de tiempo», con un nutrido grupo de galenos especialistas del referido centro de salud, en ocasión de celebrarse en este mes de noviembre el Día Mundial de la Prematuridad.

El evento tuvo la colaboración de la Pastoral de la Salud de la Arquidiócesis de Santo Domingo, el movimiento académico Generatio Nova Univérsitas y Revista Vive Más!; en este orden, Sor Trinidad Ayala Adames realizó la invocación a Dios para dar inicio al desarrollo de las ponencias.

Mientras, Gladis Abreu, moderadora y gestora de Fundación Sonrisa de Ángel, destacó que la misma «busca desarrollar acciones tendentes a propiciar atenciones médicas, estimulación y cuidado especial para los bebés prematuros, así como orientaciones puntuales a sus madres y padres. Además, se esfuerza tanto en beneficiar a los bebés prematuros, como a los infantes, niños, adolescentes embarazadas, y ciudadanos en condiciones de vulnerabilidad.

Los especialistas del Hospital Materno Infantil San Lorenzo de Los Mina abordaron el simposio desde una perspectiva integral, con el tema «Implicaciones de la prematuridad», tratado por la doctora Narda De Óleo, pediatra neonatóloga y gerente del Departamento de Recién Nacidos; «Beneficios del Programa Madre Canguro» por la doctora Cleotilde Matos, pediatra neonatóloga, encargada del referido método en el hospital.

En el mismo orden, la licenciada Martha Álvarez, terapeuta familiar e instructora para padres de masaje infantil, compartió la ponencia «Cuidando el neurodesarrollo de los prematuros»; y el doctor Christian Mateo, pediatra neonatólogo y gerente de Enseñanza e Investigación del Hospital San Lorenzo de Los Mina, orientó sobre los  «Avances y retos de las políticas públicas».

El evento concitó un amplio respaldo en la comunidad médica, docentes, estudiantes, familias y ciudadanos residentes en diversas zonas del país y en la diáspora.

LAS PONENCIAS

 

Los oradores prestan sus servicios en el Hospital Materno Infantil San Lorenzo de Los Mina.

La primera conferencia titulada «Implicaciones de la prematuridad», estuvo a cargo de la doctora Narda De Óleo, pediatra neonatóloga con más de 35 años de servicio, y actual gerente del Departamento de Recién Nacidos. Indicó que en República Dominicana de cada 100 nacimientos, 8 son prematuros. En el mundo anualmente nacen 15,000,000 de prematuros, con una tasa que oscila entre el 5% y el 18% de los bebés recién nacidos estudiados en 184 naciones; además, esta condición es la primera causa que provoca mortalidad en los niños menos de los 5 años de edad.

Factores de riesgo en las embarazadas

Entre los factores de riesgo de una gestante tener parto prematuro, enumeró la especialista, se encuentran razones sociales como falta de control prenatal, bajo nivel socioeconómico, mal nutrición, maltrato; en términos médicos, enfermedades hereditarias, cardíacas, diabetes, mal formación congénita, entre otras; por causas obstétricas se gestante en edad por debajo de los 16 años o mayor de 35 años; gran multíparas o tener  mal formación uterinas; por gestación puede presentar infecciones virales y bacteriana.

Así mismo, inciden patologías no infecciosas entre estas hipertensión arterial, hipertiroidismo, drogas, abuso de medicación, irradiaciones; por factores obstétricos puede presentar amenaza de parto pretérmino, en el tercer trimestre tener hemorragias; padecer preclamsia o eclampsia, entre otros.

La doctora De Óleo, indicó como medidas preventivas del parto prematuro, entre múltiples mas, preparar a la embarazada con buen estado nutricional, evitar el consumo de tabaco y drogas; educarla en las acciones precautorias, reposar, minimizar las actividades. De igual forma, antes de las 32 semanas, aplicar tratamientos para infecciones vaginales existentes; usar esteroides ante la amenaza de partos prematuro.

De Óleo, planteó que el Hospital Materno Infantil San Lorenzo de Los Mina hacia el año 2019, mostró por cada 10,500 nacimientos de bebés vivos, la tasa de mortalidad neonatal en cuanto a prematuros con menos de 37 semanas de gestación fue de 7.1%, y de menores de 28 semanas, de 0.9%; mientras que la mortalidad neonatal en el país mostró una reducción de un 25%, con 2,240 decesos, durante el 2019 en comparación al 2018, cuyos fallecimientos fueron 2,835; esta reducción se considera un avance que amerita ser incrementado y consolidado.

Los «Beneficios del Programa Mamá Canguro» fue abordado por la pediatra neonatóloga, experta en el Método Madre Canguro y en Lactancia Materna, doctora Cleotilde Matos, quien es encargada de la Unidad de dicho programa en el centro de salud.

La estrategia canguro

Permite dar seguimiento de los bebés prematuros o aquellos que nacen con bajo peso, mediante el contacto piel a piel con su progenitora o los cuidadores, alimentar con leche materna únicamente y procura la salida precoz de las unidades de recién nacidos, con la supervisión de un equipo de la salud multidisciplinario.

Explicó la doctora Matos que nacer antes de tiempo incrementa en un 40% la mortalidad infantil, y ocasiona hasta el 50% de riesgo de sufrir problemas del desarrollo; la OMS considera en 10% de las personas con alguna discapacidad indistintamente el país; los trastornos del desarrollo impactan al 10% de los niños y  de estos 25% resultan con diagnósticos tardíos. Las discapacidades neurológicas tienen como causa raíz principal la inmadurez cerebral.

El Método Madre Canguro dio inició en Bogotá, Colombia, hacia el 1978 por el doctor Edgar Rey Sanabria debido a los escasos recursos y la  tecnología limitada de las instalaciones de aquel entonces. Continúa la misión la doctora Nathalie Charpak.

La aplicación del método es visto como una alternativa de engorde, factible ante la ausencia de unidades neonatales o limitaciones en las unidades de cuidados intensivos neonatales. Canguro funciona de manera intrahospitalaria, facilitando la adaptación de madre y bebé y mediante alojamiento conjunto;  y en forma ambulatoria, mediante consulta de seguimiento, exámenes audiológico, neurológico, oftalmológico para prevenir la retinopatía, y psicológico, reseñó la doctora Matos.

La especialista reveló los notorios beneficios para el prematuro, la familia y el centro hospitalario. En el primer caso, propicia la reducción del riesgo de infección, le regula los signos vitales, minimiza la frecuencia de apnea y el llanto, mejora la ganancia de peso y la lactancia materna. En cuanto a la familia, disminuye el estrés, tiene impacto económico, integra y unifica la familia; mientras, el hospital puede dar de alta en forma temprana, disminuye el índice de infección, hacinamiento y la mortalidad neonatal, entre otros.

11 unidades canguro se encuentran diseminadas en hospitales del país, en los recientes 11 años, 3 en el Gran Santo Domingo; uno en San Francisco de Macorís, La Vega, Santiago, San Pedro de Macorís, San Cristóbal, Barahona, Higüey y Azua, respectivamente.

Como evidencia científica, la doctora Matos, compartió los resultados a largo plazo del método, sustentado en un estudio de la biblioteca Cochrane en 2016, quienes mostraron que luego de 20 años de una población frágil haber recibido atenciones con el método a un año y cuyos progenitores lo asumieron con responsabilidad, el coeficiente intelectual y el ambiente familiar permanecieron presentes en dicha población teniendo como resultado baja agresividad, hiperactividad y ausentismo escolar.

«Cuidando el neurodesarrollo de los prematuros» fue tratado por la licenciada Martha Álvarez, terapeuta familiar e instructora para padres de masaje infantil, quien orientó sobre los aspectos esenciales para el desarrollo físico, mental y social de los niños, entre estos la salud, nutrición, atención receptiva, protección y seguridad y aprendizaje temprano.

La intervención precoz en el niño es prioritario, acorde señaló Álvarez, pues los «circuitos neuronales son más flexibles en los primeros tres años de existencia», las experiencias positivas tempranas fortalecen el cerebro como prerrequisitos esenciales para el éxito futuro en espacios escolares, laborales y en los diversos roles asumidos en la sociedad.

Estimulación temprana

Iniciar  la estimulación en la mayor inmediatez para el bebé prematuro es un pilar para el programa Mamá Canguro, teniendo una relevancia capital el soporte emocional de los integrantes de la familia mediante un ambiente coherente, de bienestar, cariño y respeto hacia el prematuro, refirió la especialista Álvarez. En esta vertiente, el masaje infantil conjuga interacción, la relajación, estimulación y alivio para el infante.

Al propio tiempo, la estimulación temprana abarca cuatro grandes áreas: motora para abordar el desplazamiento; la socioemocional enfocada a la autorregulación; la cognitiva aprender a pensar y solucionar,  y en la comunicación para transmitir las necesidades e interactuar con los demás. En tal sentido, busca empoderar a las madres en el cuidado cariñoso para garantizar un vínculo sano con su bebé mediante la comunicación y el juego, acotó Álvarez.

Mientras, el doctor Christian Mateo, pediatra neonatólogo y gerente de Enseñanza e Investigación del Hospital San Lorenzo de Los Mina, orientó sobre los «Avances y retos de las políticas públicas». A este respecto, mostró los amplios avances en materia de la actualización de protocolos de atención en materia obstétrica y ginecológica, neonatológica. La creación e implementación del protocolo para el cuidado del recién nacido prematuro y de bajo peso al nacer mediante el método Madre Canguro en énfasis en la alimentación; entre otros.

Exitosas acciones en las áreas de recursos humanos, servicios e infraestructura y equipamiento. Entre las cuales, destaca el nombramiento de personal de la salud, la socialización de los protocolos establecidos, entrenamiento al talento humano sobre reanimación neonatal avanzada, capacitación del programa Madre Canguro, cuidados esenciales y taller de manejo de recién nacidos,  manejo adecuado de la desnutrición infantil, reducción acelerada de la mortalidad materna y neonatal, la especialización para enfermería en salud materno neonatal de bajo riesgo; asimismo, la atención al recién nacido y tamizaje neonatal para microcefalia.

El doctor Mateo destacó, además, la Red Nacional de Reanimación Neonatal Avanzada; la sala diagnóstico precoz, embarazadas, consumidoras de alcohol y sustancias ilícitas; asimismo, las capacitaciones sobre cuidados obstétricos de emergencia (COEM), las dirigidas a residentes médicos de primer años de obstetricia formando casi a un centenar de estudiantes.

De igual forma, evidenció las evaluaciones y seguimiento cercano del estado de implementación del programa Madre Canguro, mostrando sus hallazgos y consideraciones para ampliarlo y sostenerlo a largo plazo, los talleres y buenas prácticas compartidas en el país y el extranjero; y la instalación de una sala de estimulación temprana.

Estos avances han sido posible gracias a las alianzas con organismos rectores nacionales e internacionales, entidades públicas, privadas y ONGs.

Entre los desafíos y retos que debe enfrentar el Sistema de Salud Dominicano es fortalecer los 12 programas Madre Canguro existentes, y expandirlos a 20 hospitales en todo el país; instalar un Banco de Leche Humana en la maternidad de Los Mina y por lo menos uno en cada servicio Regional de Salud; expandir los lactarios en los hospitales materno infantil del país.

Contratar, distribuir y asignar personal de salud acorde a las necesidades y niveles e atención en los centros; ingresar enfermeras en las unidades materno neonatal y actualizar las capacidades técnicas de las mismas; humanizar con calidad y calidez los servicios materno infantil.

Cumplir los protocolos de atención a la embarazada durante el pre-parto, post-parto y al recién nacido, articular la red de traslados oportunos de pacientes obstétricas y neonatales acorde al nivel de complejidad de atención y georeferencia soportados en el sistema de referencia y contra referencia con capacidad resolutiva; disponer para los pacientes obstétricas, neonatales y pediátricos servicios presenciales 24 horas, los 7 días de la semana, en todos los hospitales materno infantil de segundo y tercer nivel de atención.

Adecuar las condiciones para realizar el programa Madre Canguro intrahospitalario, inaugurar salas de alojamiento canguro en los 12 hospitales que poseen el método e implementar la estrategia de reducción de partos prematuros, señaló el especialista Mateo.

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados