¿Qué relación existe entre el uso de metformina y la deficiencia de vitamina-B12?

 ¿Qué relación existe entre el uso de metformina y la deficiencia de vitamina-B12?

La metformina es el fármaco de mayor uso en el tratamiento de la diabetes mellitus tipo-2. Este antidiabético oral controla la glucemia por diferentes mecanismos: disminuye la producción de glucosa por el hígado; mejora la captación y el uso de glucosa por el músculo esquelético; y aumenta la producción intestinal del péptido parecido al glucagon (GLP-1, abreviatura de su nombre en inglés), el cual estimula la secreción pancreática de insulina.

Aproximadamente 10-30% de los diabéticos que toman metformina de manera continua presentan disminución de vitamina B12. Esta vitamina se absorbe en un segmento del intestino delgado llamado íleon, y lo hace unida a una proteína transportadora  llamada transcobalamina-II, formando el complejo (B12-TC-II). La unión de la B12 a su transportador intestinal necesita del calcio; y se ha postulado que la metformina bloquea la unión del calcio al transportador intestinal, impidiendo la absorción de la B12.

Este tipo de malabsorción es reversible con el uso de suplementos orales de calcio (1,200 mg/día). Por lo tanto, los pacientes diabéticos tratados con metformina, especialmente aquéllos que no consumen lácteos con regularidad, ni toman suplementos de calcio, deben aumentar la ingesta de este nutrimento; monitoreando la deficiencia de vitamina B12.

Se ha postulado también, que la deficiencia de B12 por el uso de metformina, se debe a que este fármaco produce sobrecrecimiento bacteriano, debido un trastorno de la motilidad Intestinal y a una disminución en la absorción de glucosa, un substrato energético para las bacterias.

La deficiencia de B12 aparece a partir de los 4 meses, utilizando altas dosis de metformina (850 mg, 3 veces al día); y es más frecuente en envejecientes, vegetarianos, en patologías gástricas o del íleon, y con el uso prolongado de antiácidos.

La carencia de vitamina B12 se ha asociado con déficit cognitivo, neuropatía, Alzheimer, etc.; y las manifestaciones clínicas aparecen tardíamente, debido a que las reservas corporales (hígado) de B12 se agotan en unos 5-10 años.

La deficiencia de B12 inducida por metformina, se asocia con elevación de homocisteína, una substancia que aumenta el riesgo cardiovascular, y la aparición de retinopatía (causa frecuente de ceguera); ambas condiciones prevenibles con suplementos de B12.

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados