La OPS y laboratorios de las Américas acuerdan pautas para identificar el virus del Zika

La OPS y laboratorios de las Américas acuerdan pautas para identificar el virus del Zika

Screenshot_2016-02-21-21-48-50-1REDACCION.– La Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) y la Red de Laboratorios de Diagnóstico de Arbovirus (RELDA) de las Américas acordaron nuevas pautas que permitirán armonizar el proceso de identificar y confirmar casos sospechosos de zika en los países afectados, mientras la OMS y la comunidad científica buscan desarrollar pruebas más precisas.

“Con el dengue y el chikungunya circulando en la región, diagnosticar el zika resulta un gran desafío”, sostuvo María Guadalupe Guzmán, presidente de la RELDA y jefa del departamento de Virología del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kouri, de Cuba, durante un encuentro organizado por la OPS/OMS la semana pasada en San Juan, Puerto Rico. Guzmán señaló que el nuevo algoritmo para la detección por laboratorio del zika contribuirá a un diagnóstico más certero y a una vigilancia más eficiente.

Para los servicios de salud, reportar casos de zika es difícil porque hasta el 80% de las personas infectadas no presentan síntomas, y en aquellos que sí presentan suelen ser leves al punto de no buscar asistencia médica. Fiebre leve y exantema, dolor muscular o en las articulaciones y conjuntivitis, son los síntomas más comunes y son muy parecidos a los del dengue y chikungunya, virus transmitidos también por mosquitos Aedes infectados.

Los casos sospechados que sí son detectados solo pueden confirmarse a través de pruebas de sangre. Pero el virus suele circular en la sangre de una persona infectada por no más de cinco días. Después, quedan anticuerpos que otras pruebas pueden detectar. Pero los anticuerpos para zika son muy parecidos a los de dengue y fiebre amarilla, por lo que las pruebas disponibles pueden producir resultados cruzados o falsos positivos.

Jairo Méndez, asesor regional en Enfermedades Virales de la OPS/OMS, subrayó que “el mejor momento para realizar la prueba de laboratorio por zika es durante los primeros cinco días de iniciados los síntomas, cuando la prueba por PCR puede detectar el material genético (ARN) del virus”. En ese período y con esa prueba, los resultados serán más certeros que aquellos que se realicen en una etapa posterior cuyos resultados, con las pruebas actuales, serán presuntivos.

Las nuevas pautas consisten en un algoritmo de laboratorio basado en una plataforma de vigilancia del dengue ya establecida en toda la región. El algoritmo “sirve para descartar o confirmar dengue, chikungunya y zika, y puede ser ajustado a las condiciones de cada país”, explicó Méndez.

El diagnóstico del virus del Zika es importante, en especial, para el cuidado y seguimiento de las mujeres embarazadas debido a la posible relación entre el virus y el nacimiento de bebés con microcefalia y otras malformaciones congénitas. También, por su posible vinculación con el aumento de casos de síndromes neurológicos como el Guillain-Barré, aparentemente asociados.

Sin embargo, el objetivo de las nuevas pautas de la OPS es también epidemiológico, es decir, buscar conocer el comportamiento del virus para poder recomendar acciones de salud pública y combatir la enfermedad.

La OMS está trabajando para acelerar la disponibilidad de nuevas pruebas confiables y se espera que nuevos tests de diagnóstico, con niveles de calidad, seguridad y rendimiento aceptables, estén disponibles en el corto plazo.

Estas acciones son parte de la respuesta que la OPS y la OMS están dando desde que la OMS declaró la emergencia de salud pública de importancia internacional por la sospecha de una relación causal entre la microcefalia y otros trastornos neurológicos y la infección por el virus de Zika. Desde que Brasil reportó casos de zika en 2015, el virus se ha expandido a 31 países y territorios de las Américas.

Diagnóstico clínico del zika, dengue y chikungunya

La OPS/OMS también está trabajando —junto con expertos de la región— en el desarrollo de una herramienta que facilitará a los médicos, principalmente a los del nivel de atención primaria, el diagnóstico diferencial del zika, dengue y chikungunya. La diferenciación de estas enfermedades, cuando los tests por laboratorio no están disponibles, puede salvar vidas, sobre todo de aquellas personas que se infecten con dengue, la más mortal de las tres.

“Necesitamos que el personal de salud siga sospechando de dengue porque el dengue puede matar a una persona si no se aborda desde el primer momento”, afirmó José Luis San Martín, asesor regional de dengue de la OPS/OMS. “Vamos a necesitar que los clínicos se entrenen muy bien en las formas clínicas que están presentando el dengue, chikungunya y zika para guiar el diagnóstico y el manejo de los pacientes de la manera más eficiente posible”, indicó.

Control de calidad externo de los laboratorios

Durante la reunión en Puerto Rico, los 22 laboratorios que integran la RELDA acordaron, además, incorporarse a una red global impulsada por la OMS, para controlar externamente su desempeño, lo cual asegurará la calidad del diagnóstico y promoverá la mejora continua en su desempeño técnico.

Los laboratorios que integran la RELDA decidieron también ampliar su órbita de trabajo a otros arbovirus además del dengue. Así, lo que desde 2008 se conocía como la Red de Laboratorios de Dengue cambió su denominación a Red de Laboratorios de Diagnóstico de Arbovirus, conservando la sigla RELDA y ampliando su área de acción.

FUENTE: AGENCIA EFE

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados