La disfunción eréctil tiene solución, y ya en RD se realizan trasplantes de pene

La disfunción eréctil tiene solución,  y ya en RD se realizan trasplantes de pene

DISFUNCION ERECTILSANTO DOMINGO, República Dominicana.-La disfunción eréctil es la incapacidad para mantener la erección lo suficientemente rígida para permitir una relación sexual satisfactoria.

Según el urólogo Pedro María, todos los hombres pueden tener problemas para alcanzar la erección en algún momento de sus vidas, especialmente cuando están cansados, sufren estrés, están bajo los efectos del alcohol o padecen una enfermedad grave.

También cuando sufren de diabetes, hipertensión y son  fumadores, pueden sufrir con frecuencia problemas de erección.

El pene consiste en dos columnas de tejido eréctil que se denominan cuerpos cavernosos (producen la erección) y un conducto (uretra) por donde sale la orina. Durante la erección, este tejido eréctil se rellena de sangre, el pene aumenta de tamaño y se vuelve rígido.

Cuando los cambios de estilo de vida  no dan resultados, por lo general, asegura María,  el siguiente paso es el tratamiento con medicamentos. Las pastillas es el medicamento que se prescribe con más frecuencia para la disfunción eréctil , pero asegura no es la única opción.

Además de las pastillas  se pueden usar inyecciones para tratar la disfunción sexual masculina.

Otra opción de tratamiento son supositorios uretral que también se usa para tratar la disfunción eréctil

También llamadas dispositivos de constricción al vacío, las bombas de pene son dispositivos que se colocan sobre el pene para llevar la sangre hacia el cuerpo del pene. Una vez que el vacío produce una erección, la banda de retención se desliza hacia abajo hasta el extremo inferior del pene, y la bomba se quita. Puede dejar la banda colocada hasta por 30 minutos.

Cuando otros tratamientos no han surtido efecto, el urólogo María, señala que un implante de pene puede ser la solución perfecta.

Un implante de pene es un dispositivo médico que se coloca quirúrgicamente en el pene para producir una erección con un aspecto y una sensación natural. Los implantes se adaptan a su propia anatomía. La sensibilidad y la capacidad de eyacular por lo general tampoco se ven afectadas, de modo que podrá tener un orgasmo normalmente.

Los implantes más comunes son hinchables. Así es como funcionan: se insertan dos cilindros en el pene. Están conectados a una bomba colocada en el escroto y a un depósito instalado justo debajo de los músculos de la ingle. En el momento de la relación sexual sólo hay que apretar la bomba. Los cilindros se llenan con una solución salina desde el depósito para crear una erección. Después de las relaciones sexuales, se usa la bomba para vaciar los cilindros.

Ya en la República Dominicana se realizan los implantes de pene, por lo que el especialista pide a los hombres que sufren esta condición hablar con su urólogo y preguntarle por esta nueva actualidad en los servicios de salud.

El galeno explicó que el costo de este procedimiento oscila entre los 16 mil dólares aproximadamente y los resultados son magníficos.

Por lo que el especialista pidió a los masculino que sufren esta condición no avergonzarse y acudir donde su especialista, ya que los avances médicos permiten solución a este problema.

Pedro María, obtuvo su título de médico en la Facultad de Medicina Osteopática de Filadelfia. Completó su residencia en urología en el Centro Médico Albert Einstein de Filadelfia, y obtuvo becas de formación en cirugía mínimamente invasiva y robótica en el Montefiore y Einstein. El consultorio del Dr. Maria incluye el tratamiento de pacientes con todas las formas de enfermedad urológica. Tiene un interés particular en el tratamiento de la disfunción sexual masculina.

Estas declaraciones fueron ofrecidas tras participar en el programa radial Actualidad Médica que se transmite todos los sábados de 3 a 4 de la tarde por La Voz de las Fuerzas Armadas en los 106.9FM para Santo Domingo y 102.7FM para todo el país, el cual es producido y conducido por el doctor Alfredo Polanco y la periodista Aris Beltré.

 

 

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados