¿Cuáles son los beneficios de la actividad física en los envejecientes?

¿Cuáles son los beneficios de la actividad física en los envejecientes?

Según la OMS, el envejecimiento es un “proceso fisiológico que ocasiona cambios –positivos, negativos o neutros- característicos de la especie, durante todo el ciclo de la vida”. Así, el envejecimiento es diferente de un individuo a otro;  pero todos los seres vivos estamos envejeciendo desde que nacemos, aunque este proceso se acentúa a partir de los 65 años de edad.

 La forma en la que envejecemos depende de nuestra genética, y de las actividades que realizamos a lo largo de nuestra vida. En la actualidad, la esperanza de vida ha aumentado, y se estima que entre los años 2000 y 2050 el porcentaje de personas mayores de 80 años aumentaría hasta 4 veces.

¿Cómo quieres estar a esa edad?. Todo depende, en gran parte, del estilo de vida que lleves: alimentación, hábitos tóxicos, actividad física, y chequeo médico. En el 2002, la OMS define el envejecimiento activo como “el proceso de optimizar las oportunidades de salud, participación y seguridad, a fin de mejorar la calidad de vida de las personas que envejecen”. Este organismo recomienda que los envejecientes deben realizar un mínimo de 150 minutos a la semana, de actividad moderada (caminar, pasear el perro, subir escaleras, montar bicicleta, quehaceres domésticos, etc).

Esta actividad puede dividirse en sesiones diarias de 30 minutos (10 minutos, 3 veces al día), 5 días a la semana. Los pacientes con diabetes, enfermedad cardíaca, trastornos neuromusculares y articulares, deben ajustar la actividad física a su enfermedad. Los beneficios derivados de la actividad física son:

1- Disminuye el  riesgo de sufrir diabetes, y mejora el control de la glucemia.

2- Reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares, y controla la presión arterial.

3- Fortalece los huesos, aumenta la fuerza y la masa muscular, disminuyendo el riesgo de caídas.

4- Controla la depresión, el estrés y la ansiedad; mejora la memoria, el autocontrol, la autoestima, y la confianza en sí mismo.

5- Controla el peso corporal, previendo la obesidad y el estreñimiento.

 Según un nuevo estudio (revista Frontiers in Human Neuroscience, Kathrin Rehfeld. Agosto,2017), el baile y el entrenamiento de resistencia pueden revertir los signos del envejecimiento cerebral; pero solo el baile, produjo cambios notables en el comportamiento de los envejecientes.

 

Print Friendly

Artículos relacionados